SAN FERNANDO, TAM.- Además de una buena administración de los recursos que ingresan, que deben ser manejados de manera escrupulosa y transparente, es una exigencia aumentar la medición en el servicio de agua potable, para que se puedan aumentar los ingresos y contar con recursos que permitan hacer frente de manera oportuna y eficiente a las necesidades de la empresa.

 

Al hablar de la situación del organismo operador, el Ing. Federico García Galván, quien además de alcalde  (1975- 1977) fue gerente general en dos administraciones municipales (1999-2001 y 2005-2007), considerado uno de los titulares más eficientes por el servicio que se prestó a la población, como por las cuentas que rindió, aseveró que la COMAPA tiene muchos gastos, por lo que incrementar la recaudación es algo básico.

 

Recordó que fue en su momento (1999-2001) le correspondió ser el primer gerente en solicitar a la Secretaria de Hacienda la devolución del IVA, mismo que le fue concedido sobre un monto de tres millones de pesos, aunque antes tuvo que sortear 7 auditorías que le fueron aplicadas por el organismo fiscalizador federal.

 

En esa misma administración pudo pagar por completo los adeudos que estaban pendientes con el Instituto Mexicano del Seguro Social –IMSS- y con el Instituto de Fondo del Fondo Nacional  Para Vivienda de  los Trabajadores –INFONAVIT-, entregando al término de esa gestión, una cartera totalmente saneada.

 

Recordó que para hacer frente a los gastos de la COMAPA, se logró un crédito para la compra de más de cinco mil medidores, que finalmente se pagaron solos y fueron motivo de un aumento considerable en la recaudación.

 

Indicó que por experiencia sabe que la COMAPA es rentable, pero se necesita una planeación y manejo de los recursos acopiados de manera eficiente, para que cuando se presenten descomposturas en los motores o cualquiera otra falla en el sistema, existan recursos para resolver de inmediato y no dejar a la población por muchos días sin abasto.

 

Mencionó que la COMAPA es una encomienda de muy alta responsabilidad y trabajo, donde hay que conjugar conocimiento legales con los técnicos y sobre todo, estar siempre atento, a toda hora, todos los días se la semana, dispuesto a meter las manos cuando se presenten contingencias que requieren de acción inmediata.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *