RÍO BRAVO, TAM.- Fétidos olores causaron alarma entre familias del fraccionamiento Río Bravo, en primer instancia pensaron que se trataba de restos humanos, por lo que mediante un llamado telefónico a Protección Civil y Bomberos pusieron del conocimiento, por lo que al llegar al lugar se percataron que se trataba de un vertedero clandestino de restos de animales.

 

Fue en punto de las 11:30 a.m. cuando dieron parte a protección civil, quienes se trasladaron hasta la calle Chihuahua y avenida Coahuila sur, donde reportaron que, desde el interior de una tétrica vivienda en aparente abandono, se despedían olores putrefactos desde hacía un par de días, lo cual resultaba insoportable y la vez generaba temor de que se tratara de restos humanos.

 

Al lugar arribaron elementos de Bomberos, quienes inspeccionaron primeramente el predio sin hallar nada anormal salvo el hedor a podredumbre que venía de la casa-habitación.

 

El ingresar a la edificación, constataron que se trataban de restos animales, los cuales, por su concentración, despedían olores fuertes y penetrantes los cuales, por acción de los vientos, se dispersa a en todo el sector.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.